,

El partido Colorado agita el odio contra los masones en Paraguay

Redacción El Francmasón
Sígueme
Últimas entradas de Redacción El Francmasón (ver todo)

El partido Colorado agita el odio contra los masones en Paraguay

El partido Colorado de Paraguay -de corte conservador- ha iniciado una campaña de desprestigio contra la masonería a través de los principales medios de comunicación del país. La razón: la elección de masones del partido Liberal en la Corte Suprema.
Diversos medios de comunicación nacionales, por boca del ministro Manuel Dejesús Ramírez Candia, perteneciente a la citada organización, han acusado abiertamente a la masonería de urdir una trama para copar puestos de la judicatura. Al parecer, están particularmente molestos por la designación del presidente de la Corte Suprema, organismo que se encarga del poder judicial.
En concreta citan la designación como presidente del masón y miembro del partido Liberal Dr. César Diesel Junghanns. A entender de los colorados, este hecho es prueba suficiente para plantear que existe una conspiración. El ministro Ramírez Candía aún va más lejos en sus acusaciones masofóbicas, al sostener que muchos procesados por corrupción pública están obteniendo beneficios gracias a la selectividad que existe a la hora de resolver los casos que llegan hasta la máxima instancia judicial.

En la imagen, el ministro colorado Ramírez Candía.

La elección de César Diesel, de acuerda a la opinión del colorado, “tuvo la particularidad de que hubo dos votos en blanco y dos ausencia, lo que demuestra que es una elección atípica y que no estoy solo en esta postura”.
Insiste Ramírez Candía en que para integrar el nuevo Consejo de Superintendencia de la Corte, que completan los ministros César Garay Zuccolillo y Luis María Benítez Riera, como los vicepresidentes primero y segundo, no se produjo la conversación que suelen entablar los ministros en el décimo piso del Palacio de Justicia de Asunción.
Los infundios alcanzan su paroxismo cuando se comprueba que aún a pesar de estos nombramientos, la CSJ sigue manteniendo la hegemonía de los conservadores. La última vez que un liberal ocupó un cargo parecido fue en 1997, cuando Enrique Sosa Elizeche detentó la presidencia de la Corte Suprema.
El ministro, pese a ello, se queja de que la masonería tiene incidencia en todos los ámbitos de la justicia paraguaya. “Para ese sector hay cierta agilidad, pero no en la Sala Penal, porque los ministros que integramos no nos dejamos llevar por los masones”, continúa en su alegato masofóbico.
Ciertamente, en la elección para la Corte Suprema de Justicia de César Diesel como nuevo presidente, no hubo unanimidad. El delirio intelectual del ministro ha provocado que varios dirigentes paraguayos le exijan disculpas. Tal es el caso del doctor Alberto Martínez Simón.
Desde el mundo conservador paraguayo existe cierta costumbre de acusar a la masonería de injerencias en la Corte Suprema, con el agravante de culpares de trabajar mancomunados con las cofradías de la ANR y grupos mafiosos.
No se puede soslayar el hecho de que los dos partidos mayoritarios de Paraguay son el partido Colorado y el partido Liberal. Este último, de corte centrista, es el más antiguo del país. Por sus filas han pasado numerosos masones y fue refundado en la clandestinidad por Domingo Laíno en 1978. En su historial destaca que fue el principal opositor al régimen dictatorial del general Alfredo Stroessner, imperante en el país desde 1954. Lo mismo hizo con el anterior régimen del también dictador Higinio Morínigo. Debido a sus convicciones, sufrió una constante persecución durante los citados regímenes dictatoriales.
Así que Hijos de la Viuda, tras contarles los hechos objetivamente, nos despedimos editorializando: estén alerta, porque aquí está la diáfana explicación a estas lamentables palabras y la persecución que sufrimos por los enemigos de la libertad, ya sea ora en Paraguay, ora en Venezuela, o en el pretérito en España.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta