El documental ‘Dictator´s nightmare’ desvela la aversión de los dictadores por la masonería

Redacción El Francmasón
Sígueme
Últimas entradas de Redacción El Francmasón (ver todo)

La productora italiana GA&A grabó 15 y 16 de junio en Salamanca parte de un documental que lleva por título provisional ‘Dictator´s nightmare’ (La pesadilla de los dictadores). El grueso de la grabación se realizó en el conocido Centro Documental de la Memoria Histórica, antigua sede del archivo del ominoso Tribunal Especial para la Represión de la Masonería y el Comunismo.

El dictador español Franco fusiló a miles de hermanos y creo un tribunal destinado a perseguir masones.

‘Dictator´s nightmare’ cuenta la relación de los dictadores europeos con los masones y la especial aversión que todos ellos sentían por esta organización. En Salamanca, en concreto, se grabó una entrevista con una experta en el tema, donde se mostró la relación que mantuvo Franco con la masonería. Todo el relato quedará acreditado con diferentes documentos que se encuentran en el Centro Documental de la Memoria Histórica.

Para el trabajo, la productora italiana ha desplazado a la ciudad un equipo técnico de dos personas, al que se unirá un profesional de la ciudad para el sonido. El equipo también grabó en diferentes puntos emblemáticos, como la plaza Mayor, plaza de Anaya, calle Libreros, ambas catedrales y la calle Compañía.

El trabajo ha contado con el apoyo de Salamanca Film Commission, que se ha encargado de tramitar los correspondientes permisos de rodaje en vía pública, además de asesorar a la productora en materia de producción y logística.

Entre 1936 y 1939 e incluso años posteriores, la condición masónica bastó para que miles de hermanos españoles fueran fusilados sin ningún tipo de juicio previo. Franco destinó importantes recursos a organizar el mayor archivo destinado a la represión de la masonería que ha existido jamás en el mundo.

Entre 1941 y 1953, miles de personas fueron condenadas por su pertenencia a la Orden gracias a la documentación incautada, que generó 80.000 fichas personales, leyes retroactivas que castigaban la pertenencia a la Masonería con anterioridad a su promulgación y la creación de un tribunal especial que, sin abogado defensor ni garantías procesales, celebraba juicios secretos que dictaban en 15 minutos sus sentencias condenatorias inapelables.

Ninguna placa recuerda aún el primer emplazamiento de aquel tribunal, por el que pasan cada día miles de personas, a escasos metros del Congreso de los Diputados. España, donde apenas había 6.000 masones en 1936, es el único país del mundo que creó un tribunal específico para la represión de la masonería.

En el resto de Europa, bajo la ocupación del Tercer Reich, se calcula que cerca de 200.000 masones fueron exterminados, víctimas del Holocausto.  La persecución de la Masonería bajo el régimen nazi se inició de forma muy temprana. En 1934 se confiscaron sus bienes, sus bibliotecas, sus archivos y se decretó que las logias eran enemigas de Estado alemán.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta